/ martes 13 de febrero de 2024

Hidalgo vibra con sus carnavales, descubre la magia y la alegría de estas fiestas

En la segunda semana de febrero arrancaron las celebraciones en distintos municipios 

El Carnaval en Hidalgo es una celebración vibrante y colorida que se festeja en prácticamente cada rincón del estado, una manifestación cultural espectacular de tradiciones ancestrales y expresiones contemporáneas.

La fiesta del carnaval en el estado es un acto cultural muy arraigado en la vida de las comunidades y sus formas de organización en cada región forman un rico cuerpo de expresiones que se distinguen unas de otras por la variedad de música y danzas que motivan la algarabía de los asistentes.

Durante las fiestas carnavalescas, las calles se llenan de música, bailes y desfiles, donde destacan las comparsas y los vistosos disfraces que a menudo incluyen máscaras elaboradas y trajes tradicionales, creando un ambiente de alegría y comunidad.

En Hidalgo, el carnaval es una explosión de alegría y espontaneidad que se manifiesta como un verdadero festejo colectivo, une a la comunidad en un ambiente de gozo y camaradería.

“Huehues” o “viejos”, característicos del Carnaval en Hidalgo

Una característica del Carnaval de Hidalgo es la presencia de los "huehues" o "viejos", personajes enmascarados que simbolizan la sabiduría y la conexión con el mundo ancestral.

Desde febrero, en más de 30 municipios se celebra el carnaval, se transformarán en escenarios llenos de color, música y danza, donde cada rincón rebosará de vida y celebración.

Como lo marca el calendario litúrgico, el carnaval se realiza tres días antes al comienzo de la cuaresma y es una fiesta popular en donde los participantes se disfrazan y se unen a comparsas, bailan y hacen bullicio, en donde se mezclan tradiciones locales.

Carnaval de la Otomí-Tepehua, una mezcla de tradición y espectáculo

El Carnaval de la región Otomí-Tepehua es una celebración anual que refleja la riqueza cultural de las comunidades indígenas, considerada una de las festividades más representativas por su origen simbólico y ritual.

El carnaval se realiza tres días antes al comienzo de la cuaresma y es una fiesta popular en donde los participantes se disfrazan y se unen a comparsas, bailan y hacen bullicio, en donde se mezclan tradiciones locales / Cortesía

Huehuetla, una gran fiesta que fortalece la identidad comunitaria

La fiesta cultural del carnaval es un símbolo emblemático que distingue al municipio de Huehuetla, que se inunda de alegría y de bailes exclusivos para esos días de celebración, en donde se combinan elementos culturales indígenas.

En Huehuetla, la fiesta del carnaval fortalece la identidad comunitaria y se vive con mucho entusiasmo con el bullicio de los personajes centrales de esta festividad, como son: los huehues, los comanches, los diablos, los coludos y las muertes que simbolizan el humor y la exaltación de la alegría.

A manera burlesca y humorística los disfrazados corren individualmente o en pequeños grupos por las calles del pueblo tepehua de Huehuetla, para integrarse al ambiente carnavalesco con sus bailes, mediante un lenguaje de humor jocoso.

Cientos de disfrazados se preparan para lanzarse a bailar al compás de la música en un repertorio de sones de costumbre, interpretados con instrumentos de cuerda de mayor tradición en las calles del pueblo.

Para este año, la primera semana del carnaval corresponde del 11 al 14 de febrero y la segunda semana conocida como la octava será del 18 al 21 de febrero y como acto de finalización de esta fiesta, se celebra la emblemática Danza del Fuego, considerada un rito ceremonial que se escenifica sobre un altar de fuego.

Ferrería de Apulco, un carnaval con mucha historia

El carnaval de Ferrería de Apulco, tiene sus inicios casi a finales del siglo XIX con la llegada de los obreros que venían de Veracruz, Molango y Zacualtipán a trabajar en la Fundición de Apulco, quienes solicitaban días para ir a sus lugares de origen para ir a celebrar estos días de fiesta.

Al ver que tardaban semanas en regresar e incorporarse a sus actividades laborales, el empresario de origen Inglés el Sr. Richard Honey cambió el curso de la historia, quien aproximadamente en el año 1887 otorgó a sus obreros permiso para celebrar esta festividad dentro de las instalaciones de la entonces fundidora.

En ese entonces los trajes eran diseñados con máscaras de manta y pintadas, había trajes de heno, trajes de pabilo y de muerte eran de manta también pintados con pintura negra, se utilizaba música de trío huasteco y todos utilizaban máscaras de manta.

A través de los años, y pasando esta tradición de generación en generación, esta festividad llena de arte, colores y plumas salió a la comunidad de Ferrería para así contagiar a las comunidades cercanas.

Esta fiesta acumula más 135 años de tradición y para esta edición los festejos se realizan del 10 al 14 de febrero, en donde se vivirán llenos de entusiasmo, pasión y mucho baile.

Carnaval de Estación, nació gracias a la movilización de obreros y comerciantes

Al igual que en Ferrería de Apulco, el Carnaval en Estación de Apulco surgió con la movilización de obreros y comerciantes originarios de Zacualtipán, hacia la comunidad conocida en ese entonces como "El Jarillal".

La celebración inició en el año de 1922 encabezada por el señor Pedro Salinas a quien se considera el precursor y apoyado por Refugio Pérez, Ezequiel España, José Jarillo Duran, Alfonso Aguilar y Salustio Martínez, de ahí año con año los habitantes de la comunidad han continuado con esta tradición.

Se encuentra organizado por un comité y cinco capitanes quienes comparten la dirigencia de la comparsa un día para cada uno de ellos, el evento se inicia el día sábado 10 de febrero, con la coronación de su Reina y la presentación de los trajes que los habitantes de la comunidad han preparado para esta festividad.

Los atuendos se elaboran con materiales locales, telas, pieles mylar y la creatividad e ingenio de cada participante, se presentan vestuarios de capa, aztecas, muertes, diablos, gorilas en terciopelo y un sin número de Improvisaciones.

San Bartolo se viste de gala con su carnaval

San Bartolo Tutotepec se viste de fiesta con su tradicional carnaval, una de las celebraciones más importante del año, en donde se conjuga el color, la magia, la danza, la música y los rituales.

Para esta ocasión el tradicional "Lunes de carnaval" fue programado el 12 de febrero en donde las calles se inundarán de costaludos, tilichudos, comanches, los tradicionales “viejos”, diablos, brujas, muertes y damas, los personajes principales de esta festividad que destaca por el uso de la máscara de madera.

La fiesta del carnaval se nutrirá de las comparsas de hombres y mujeres disfrazados, procedentes de varias comunidades como Pie del Cerro, considerada la Cuna del Carnaval, de San Miguel, y El Mavodo.


Agua Blanca, uno de los carnavales más jóvenes de la región

En Agua Blanca, la fiesta del carnaval está enmarcada con plumajes, lentejuelas, chaquiras que adornan de forma especial las vestimentas de mujeres y hombres, así como infancias que cada año participan. Esta edición se realiza del 9 al 13 de febrero.

La comparsa se distingue por los tradicionales trajes bordados de lentejuela o confecciones en piel y carnaza acompañadas de lujosos penachos adornados con plumas exóticas de diferentes estilos de aves recolectadas de manera sostenible.

También participan los gorilas y los cómicos caracterizados por la burla a personajes, caricaturas, hombres vestidos de mujer y mujeres vestidas de hombre, creativos como personajes místicos, de alguna película o de propia autoría.

Esta tradición cuenta con una gran historia; presentándose desde 1998 formalmente como Carnaval Agua Blanca, que evolucionó a través de los años, pues antes se presentaban trajes de capas con lentejuelas y bordados sencillos, se utilizaban máscaras de plástico para ocultar los rostros de los participantes y no se les permitía descubrirse hasta el cierre de carnaval.

Desde febrero, en más de 30 municipios se celebra el carnaval, se transformarán en escenarios llenos de color, música y danza, donde cada rincón rebosará de vida / Cortesía

Carnaval de Tenango, la fiesta de la sátira y humor

A solo 103 kilómetros de distancia de la capital del estado se ubica el municipio de Tenango de Doria que realiza su carnaval, lo hacen por grupos que son acompañados de un trio huasteco, se caracteriza por la sátira y humor, en donde se representan a personajes locales, políticos o sociales, o acontecimientos del momento.

Esta edición se realiza del 11 de febrero al 8 de marzo, en donde van a conmemorar el mérito al Carnavalero de Corazón Erasmo Antonio Pérez.

En el Valle del Mezquital, destaca la guerra de naranjazos

Los carnavales en la región del Valle del Mezquital tienen una tradición milenaria, algunos como el caso de las comunidades indígenas de Alfajayucan, donde se llevan a cabo los naranjazos, que es una lucha cuerpo a cuerpo entre dos combatientes, donde cada individuo porta una bolsa de naranjas y se lanza al duelo en contra de su contrincante.

Según historiadores esta lucha recuerda las guerras floridas que se desarrollaron entre los pueblos mexicanos antes de la llegada de los españoles, este episodio se puede leer en los murales plasmados en los murales del ex convento de San Miguel Arcángel.

Las guerras floridas o Xochiyáoyotl, eran un tipo de guerra ritual propio de los mexicas en los siglos anteriores a la Conquista consistente en el acuerdo entre varias ciudades-estado que organizaron combates en los que se capturaban prisioneros de ambos bandos que eran sacrificados ritualmente; con frecuencia, se realizaban en condiciones de sequía extrema.

Los Xitas, personajes centrales en carnaval de Tecozautla o Chicuautla.

En otras localidades como Tecozautla o Chicuautla, se presentan los Xitas, este término es una palabra en la lengua Hñahñu que significa personas con experiencia o persona de respeto.

La música que bailan los Xitas se produce con instrumentos de viento, percusión y dancísticos de personajes vestidos con huaraches, calzones de manta y máscaras gigantes.

Los Xitas de Zacualoya, municipio de Chilcuautla, los enmascarados realizan la danza titulada, "El bimbalete" que lleva implícita la forma de riego durante los siglos IV y VI, ya desde esa época se cultivaba el cultivo del maíz, además muestra el respeto a la madre tierra y el padre cerro.

La fiesta del carnaval en Hidalgo es un acto cultural muy arraigado en la vida de las comunidades y sus formas de organización en cada región / Cortesía

Majestuosos carros alegóricos engalanan carnaval de Mixquiahuala

El Mixquiahuala se desarrolla un festival de carros alegóricos donde los mejores exponentes muestran sus creaciones y desfilan por las principales calles de la ciudad, con música alegría y jolgorio, que se contagia con los transeúntes y asistentes.

Los costos de cada uno de los carnavales del Valle del Mezquital varía de acuerdo a los detalles de la vestimenta, el costo de las naranjas, o lo majestuoso de los carros alegóricos, por lo que pueden ir desde los veinte pesos por el kilo de naranjas, mil pesos por la indumentaria, o diez mil pesos por los carros alegóricos.

Pachuca se envolverá con la magia de los Carnavales de Hidalgo

Este año 2024, el carnaval en Pachuca se realizará el 17 de febrero en donde desfilarán más de 30 comparsas, bandas de viento y alrededor de 50 municipios con mil 500 personas.

Se esperan a más de 30 mil personas en este año para disfrutar el programa de “Hidalgo está de Carnaval” con el cual se pretende una derrama económica de poco más de 3 millones de pesos.

Las Secretarías de Turismo y Cultura han traído a Pachuca parte de los carnavales que se realizan en diversos rincones de la entidad, lo cual, si genera derrama económica no sólo en la capital del estado, si no en todos los municipios en donde se realiza esta actividad.

La secretaria de Turismo del estado, Elizabeth Quintanar Gómez indicó que muchos hidalguenses que viven en el extranjero, principalmente en Estados Unidos, regresan al estado a vivir su carnaval como en Metepec o Calnali y son ellos, quienes dejan recursos para sus paisanos.

Además de que acuden visitantes de la Ciudad de México y el Estado de México principalmente, aunado de la circulación de propios hidalguenses a diversos municipios en donde se vive el carnaval para apreciar las tradiciones y cultura.


El Carnaval en Hidalgo es una celebración vibrante y colorida que se festeja en prácticamente cada rincón del estado, una manifestación cultural espectacular de tradiciones ancestrales y expresiones contemporáneas.

La fiesta del carnaval en el estado es un acto cultural muy arraigado en la vida de las comunidades y sus formas de organización en cada región forman un rico cuerpo de expresiones que se distinguen unas de otras por la variedad de música y danzas que motivan la algarabía de los asistentes.

Durante las fiestas carnavalescas, las calles se llenan de música, bailes y desfiles, donde destacan las comparsas y los vistosos disfraces que a menudo incluyen máscaras elaboradas y trajes tradicionales, creando un ambiente de alegría y comunidad.

En Hidalgo, el carnaval es una explosión de alegría y espontaneidad que se manifiesta como un verdadero festejo colectivo, une a la comunidad en un ambiente de gozo y camaradería.

“Huehues” o “viejos”, característicos del Carnaval en Hidalgo

Una característica del Carnaval de Hidalgo es la presencia de los "huehues" o "viejos", personajes enmascarados que simbolizan la sabiduría y la conexión con el mundo ancestral.

Desde febrero, en más de 30 municipios se celebra el carnaval, se transformarán en escenarios llenos de color, música y danza, donde cada rincón rebosará de vida y celebración.

Como lo marca el calendario litúrgico, el carnaval se realiza tres días antes al comienzo de la cuaresma y es una fiesta popular en donde los participantes se disfrazan y se unen a comparsas, bailan y hacen bullicio, en donde se mezclan tradiciones locales.

Carnaval de la Otomí-Tepehua, una mezcla de tradición y espectáculo

El Carnaval de la región Otomí-Tepehua es una celebración anual que refleja la riqueza cultural de las comunidades indígenas, considerada una de las festividades más representativas por su origen simbólico y ritual.

El carnaval se realiza tres días antes al comienzo de la cuaresma y es una fiesta popular en donde los participantes se disfrazan y se unen a comparsas, bailan y hacen bullicio, en donde se mezclan tradiciones locales / Cortesía

Huehuetla, una gran fiesta que fortalece la identidad comunitaria

La fiesta cultural del carnaval es un símbolo emblemático que distingue al municipio de Huehuetla, que se inunda de alegría y de bailes exclusivos para esos días de celebración, en donde se combinan elementos culturales indígenas.

En Huehuetla, la fiesta del carnaval fortalece la identidad comunitaria y se vive con mucho entusiasmo con el bullicio de los personajes centrales de esta festividad, como son: los huehues, los comanches, los diablos, los coludos y las muertes que simbolizan el humor y la exaltación de la alegría.

A manera burlesca y humorística los disfrazados corren individualmente o en pequeños grupos por las calles del pueblo tepehua de Huehuetla, para integrarse al ambiente carnavalesco con sus bailes, mediante un lenguaje de humor jocoso.

Cientos de disfrazados se preparan para lanzarse a bailar al compás de la música en un repertorio de sones de costumbre, interpretados con instrumentos de cuerda de mayor tradición en las calles del pueblo.

Para este año, la primera semana del carnaval corresponde del 11 al 14 de febrero y la segunda semana conocida como la octava será del 18 al 21 de febrero y como acto de finalización de esta fiesta, se celebra la emblemática Danza del Fuego, considerada un rito ceremonial que se escenifica sobre un altar de fuego.

Ferrería de Apulco, un carnaval con mucha historia

El carnaval de Ferrería de Apulco, tiene sus inicios casi a finales del siglo XIX con la llegada de los obreros que venían de Veracruz, Molango y Zacualtipán a trabajar en la Fundición de Apulco, quienes solicitaban días para ir a sus lugares de origen para ir a celebrar estos días de fiesta.

Al ver que tardaban semanas en regresar e incorporarse a sus actividades laborales, el empresario de origen Inglés el Sr. Richard Honey cambió el curso de la historia, quien aproximadamente en el año 1887 otorgó a sus obreros permiso para celebrar esta festividad dentro de las instalaciones de la entonces fundidora.

En ese entonces los trajes eran diseñados con máscaras de manta y pintadas, había trajes de heno, trajes de pabilo y de muerte eran de manta también pintados con pintura negra, se utilizaba música de trío huasteco y todos utilizaban máscaras de manta.

A través de los años, y pasando esta tradición de generación en generación, esta festividad llena de arte, colores y plumas salió a la comunidad de Ferrería para así contagiar a las comunidades cercanas.

Esta fiesta acumula más 135 años de tradición y para esta edición los festejos se realizan del 10 al 14 de febrero, en donde se vivirán llenos de entusiasmo, pasión y mucho baile.

Carnaval de Estación, nació gracias a la movilización de obreros y comerciantes

Al igual que en Ferrería de Apulco, el Carnaval en Estación de Apulco surgió con la movilización de obreros y comerciantes originarios de Zacualtipán, hacia la comunidad conocida en ese entonces como "El Jarillal".

La celebración inició en el año de 1922 encabezada por el señor Pedro Salinas a quien se considera el precursor y apoyado por Refugio Pérez, Ezequiel España, José Jarillo Duran, Alfonso Aguilar y Salustio Martínez, de ahí año con año los habitantes de la comunidad han continuado con esta tradición.

Se encuentra organizado por un comité y cinco capitanes quienes comparten la dirigencia de la comparsa un día para cada uno de ellos, el evento se inicia el día sábado 10 de febrero, con la coronación de su Reina y la presentación de los trajes que los habitantes de la comunidad han preparado para esta festividad.

Los atuendos se elaboran con materiales locales, telas, pieles mylar y la creatividad e ingenio de cada participante, se presentan vestuarios de capa, aztecas, muertes, diablos, gorilas en terciopelo y un sin número de Improvisaciones.

San Bartolo se viste de gala con su carnaval

San Bartolo Tutotepec se viste de fiesta con su tradicional carnaval, una de las celebraciones más importante del año, en donde se conjuga el color, la magia, la danza, la música y los rituales.

Para esta ocasión el tradicional "Lunes de carnaval" fue programado el 12 de febrero en donde las calles se inundarán de costaludos, tilichudos, comanches, los tradicionales “viejos”, diablos, brujas, muertes y damas, los personajes principales de esta festividad que destaca por el uso de la máscara de madera.

La fiesta del carnaval se nutrirá de las comparsas de hombres y mujeres disfrazados, procedentes de varias comunidades como Pie del Cerro, considerada la Cuna del Carnaval, de San Miguel, y El Mavodo.


Agua Blanca, uno de los carnavales más jóvenes de la región

En Agua Blanca, la fiesta del carnaval está enmarcada con plumajes, lentejuelas, chaquiras que adornan de forma especial las vestimentas de mujeres y hombres, así como infancias que cada año participan. Esta edición se realiza del 9 al 13 de febrero.

La comparsa se distingue por los tradicionales trajes bordados de lentejuela o confecciones en piel y carnaza acompañadas de lujosos penachos adornados con plumas exóticas de diferentes estilos de aves recolectadas de manera sostenible.

También participan los gorilas y los cómicos caracterizados por la burla a personajes, caricaturas, hombres vestidos de mujer y mujeres vestidas de hombre, creativos como personajes místicos, de alguna película o de propia autoría.

Esta tradición cuenta con una gran historia; presentándose desde 1998 formalmente como Carnaval Agua Blanca, que evolucionó a través de los años, pues antes se presentaban trajes de capas con lentejuelas y bordados sencillos, se utilizaban máscaras de plástico para ocultar los rostros de los participantes y no se les permitía descubrirse hasta el cierre de carnaval.

Desde febrero, en más de 30 municipios se celebra el carnaval, se transformarán en escenarios llenos de color, música y danza, donde cada rincón rebosará de vida / Cortesía

Carnaval de Tenango, la fiesta de la sátira y humor

A solo 103 kilómetros de distancia de la capital del estado se ubica el municipio de Tenango de Doria que realiza su carnaval, lo hacen por grupos que son acompañados de un trio huasteco, se caracteriza por la sátira y humor, en donde se representan a personajes locales, políticos o sociales, o acontecimientos del momento.

Esta edición se realiza del 11 de febrero al 8 de marzo, en donde van a conmemorar el mérito al Carnavalero de Corazón Erasmo Antonio Pérez.

En el Valle del Mezquital, destaca la guerra de naranjazos

Los carnavales en la región del Valle del Mezquital tienen una tradición milenaria, algunos como el caso de las comunidades indígenas de Alfajayucan, donde se llevan a cabo los naranjazos, que es una lucha cuerpo a cuerpo entre dos combatientes, donde cada individuo porta una bolsa de naranjas y se lanza al duelo en contra de su contrincante.

Según historiadores esta lucha recuerda las guerras floridas que se desarrollaron entre los pueblos mexicanos antes de la llegada de los españoles, este episodio se puede leer en los murales plasmados en los murales del ex convento de San Miguel Arcángel.

Las guerras floridas o Xochiyáoyotl, eran un tipo de guerra ritual propio de los mexicas en los siglos anteriores a la Conquista consistente en el acuerdo entre varias ciudades-estado que organizaron combates en los que se capturaban prisioneros de ambos bandos que eran sacrificados ritualmente; con frecuencia, se realizaban en condiciones de sequía extrema.

Los Xitas, personajes centrales en carnaval de Tecozautla o Chicuautla.

En otras localidades como Tecozautla o Chicuautla, se presentan los Xitas, este término es una palabra en la lengua Hñahñu que significa personas con experiencia o persona de respeto.

La música que bailan los Xitas se produce con instrumentos de viento, percusión y dancísticos de personajes vestidos con huaraches, calzones de manta y máscaras gigantes.

Los Xitas de Zacualoya, municipio de Chilcuautla, los enmascarados realizan la danza titulada, "El bimbalete" que lleva implícita la forma de riego durante los siglos IV y VI, ya desde esa época se cultivaba el cultivo del maíz, además muestra el respeto a la madre tierra y el padre cerro.

La fiesta del carnaval en Hidalgo es un acto cultural muy arraigado en la vida de las comunidades y sus formas de organización en cada región / Cortesía

Majestuosos carros alegóricos engalanan carnaval de Mixquiahuala

El Mixquiahuala se desarrolla un festival de carros alegóricos donde los mejores exponentes muestran sus creaciones y desfilan por las principales calles de la ciudad, con música alegría y jolgorio, que se contagia con los transeúntes y asistentes.

Los costos de cada uno de los carnavales del Valle del Mezquital varía de acuerdo a los detalles de la vestimenta, el costo de las naranjas, o lo majestuoso de los carros alegóricos, por lo que pueden ir desde los veinte pesos por el kilo de naranjas, mil pesos por la indumentaria, o diez mil pesos por los carros alegóricos.

Pachuca se envolverá con la magia de los Carnavales de Hidalgo

Este año 2024, el carnaval en Pachuca se realizará el 17 de febrero en donde desfilarán más de 30 comparsas, bandas de viento y alrededor de 50 municipios con mil 500 personas.

Se esperan a más de 30 mil personas en este año para disfrutar el programa de “Hidalgo está de Carnaval” con el cual se pretende una derrama económica de poco más de 3 millones de pesos.

Las Secretarías de Turismo y Cultura han traído a Pachuca parte de los carnavales que se realizan en diversos rincones de la entidad, lo cual, si genera derrama económica no sólo en la capital del estado, si no en todos los municipios en donde se realiza esta actividad.

La secretaria de Turismo del estado, Elizabeth Quintanar Gómez indicó que muchos hidalguenses que viven en el extranjero, principalmente en Estados Unidos, regresan al estado a vivir su carnaval como en Metepec o Calnali y son ellos, quienes dejan recursos para sus paisanos.

Además de que acuden visitantes de la Ciudad de México y el Estado de México principalmente, aunado de la circulación de propios hidalguenses a diversos municipios en donde se vive el carnaval para apreciar las tradiciones y cultura.


Policiaca

Derrapa camioneta en una curva, muere el conductor

Se dirigían a la feria de San Bartolo Tutotepec, su acompañante resultó lesionado

Local

Hidalgo sin focos rojos de cara a las campañas electorales: Guillermo Olivares

El secretario de Gobierno reconoció que hay trabajo pendiente en materia de seguridad pública en los municipios

Regional

Tepeji del Río: Preocupa a vecinos desfogues de gas de ductos de Pemex

Señalan que la liberación de gas contribuye de manera significativa a la contaminación atmosférica que agudiza en la zona en los últimos días

Regional

Deslaves en la México-Querétaro ponen en riesgo a automovilistas

Vecinos de Santiago Tlautla señalan la urgencia de colocar señalizaciones de advertencia y reparar el tramo afectado

Cultura

Ballet Folklórico Teocalli tendrá función de gala en el Teatro San Francisco

Buscan recabar recursos para asistir a una gira internacional a la que fueron invitados

Regional

Ambulantes no dejarán las calles en Orizatlán

Son 220 comerciantes semifijos que pretenden mejores condiciones del terreno para su reubicación