/ jueves 6 de octubre de 2022

Flor de cempasúchil engalana la cultura mexicana

Esta planta adorna una de las tradiciones más representativas de México: Día de Muertos

La flor de cempasúchil, perteneciente a la familia de las asteráceas, es endémica México y es conocida principalmente porque con ella se adornan los altares, se coloca en ofrendas y tumbas por la celebración del tradicional Día de Muertos.

El nombre de esta planta proviene del náhuatl “Cempohualxochitl” que significa “veinte flores” o “varias flores”, la cual era considerada por los mexicas como un símbolo de vida y muerte.

Nuestros antepasados asimilaban el color amarillo de la flor con el sol, razón por la que la utilizaban en las ofrendas dedicadas en honor a sus muertos, por esta razón la tradición marca hacer senderos con estas flores, desde el camino principal hasta el altar de la casa, con la finalidad de guiar a las almas.

Durante los meses de junio y julio, campesinos inician con la siembra de la semilla en almácigos y un mes después se realiza el trasplante a la parcela la cual es dispuesta en surcos a una o doble fila, para posteriormente ser cortada a finales del mes de octubre y principios de noviembre; sin embargo, en ocasiones el ciclo se adelanta, por lo que desde estas fechas es posible ver su comercialización.

El tallo de la flor puede llegar a medir hasta un metro de altura, mientras que sus botones pueden alcanzar los cinco centímetros de diámetro.

De acuerdo con el Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SNICS), en México se reporta la presencia de 35 especies de las 58 referidas en América.

Los estados de Guanajuato, Hidalgo, Michoacán y Estado de México son los que cuentan con las mejores condiciones de suelo y clima para la producción de cempasúchil.

También te puede interesar: La talavera pop de Alejandro Osorio

Además, la flor de cempasúchil tiene usos medicinales, principalmente para el tratamiento de padecimientos digestivos, fiebre e incluso enfermedades respiratorias como la tos. En algunos lugares se utiliza para tratar problemas de la piel como verrugas, salpullido y llagas, entre otros.

Asimismo, se utiliza para obtener colorante natural para teñir objetos, prendas o alimentos, en la avicultura suele utilizarse para alimentar a las aves con el fin de que su piel y la yema de los huevos aumenten su coloración amarilla, también es la materia prima para elaborar cervezas artesanales, nieves o pulque.

La flor de cempasúchil, perteneciente a la familia de las asteráceas, es endémica México y es conocida principalmente porque con ella se adornan los altares, se coloca en ofrendas y tumbas por la celebración del tradicional Día de Muertos.

El nombre de esta planta proviene del náhuatl “Cempohualxochitl” que significa “veinte flores” o “varias flores”, la cual era considerada por los mexicas como un símbolo de vida y muerte.

Nuestros antepasados asimilaban el color amarillo de la flor con el sol, razón por la que la utilizaban en las ofrendas dedicadas en honor a sus muertos, por esta razón la tradición marca hacer senderos con estas flores, desde el camino principal hasta el altar de la casa, con la finalidad de guiar a las almas.

Durante los meses de junio y julio, campesinos inician con la siembra de la semilla en almácigos y un mes después se realiza el trasplante a la parcela la cual es dispuesta en surcos a una o doble fila, para posteriormente ser cortada a finales del mes de octubre y principios de noviembre; sin embargo, en ocasiones el ciclo se adelanta, por lo que desde estas fechas es posible ver su comercialización.

El tallo de la flor puede llegar a medir hasta un metro de altura, mientras que sus botones pueden alcanzar los cinco centímetros de diámetro.

De acuerdo con el Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SNICS), en México se reporta la presencia de 35 especies de las 58 referidas en América.

Los estados de Guanajuato, Hidalgo, Michoacán y Estado de México son los que cuentan con las mejores condiciones de suelo y clima para la producción de cempasúchil.

También te puede interesar: La talavera pop de Alejandro Osorio

Además, la flor de cempasúchil tiene usos medicinales, principalmente para el tratamiento de padecimientos digestivos, fiebre e incluso enfermedades respiratorias como la tos. En algunos lugares se utiliza para tratar problemas de la piel como verrugas, salpullido y llagas, entre otros.

Asimismo, se utiliza para obtener colorante natural para teñir objetos, prendas o alimentos, en la avicultura suele utilizarse para alimentar a las aves con el fin de que su piel y la yema de los huevos aumenten su coloración amarilla, también es la materia prima para elaborar cervezas artesanales, nieves o pulque.

Regional

Chapulhuacán: padres de familia bloquean la carretera México – Laredo

Exigen condiciones dignas para sus hijos en el Jardín de Niños Francisco González Bocanegra

Local

Construyen más vivienda de interés social en Hidalgo

La Canadevi lleva un avance del 35 por ciento en los desarrollos inmobiliarios de las 13 mil viviendas que se anunciaron

Local

La Catedral de Tula fue construida con mano de obra nativa hace un siglo 

Además se realizó en diferentes etapas de estilo franciscano, aseguró historiador

Local

Reportan en Hidalgo 22 incidentes contra personas LGBT durante 2023

La violencia y discriminación se dio mayormente en hombres cisgénero con orientación homosexual 

Local

Tula: Campesinos buscan certificados de inocuidad

Instalan baños secos agrícolas en las milpas