/ miércoles 15 de marzo de 2023

Cooperativas del Núcleo Cruz Azul exigen trabajos 

Los proveedores de la planta Hidalgo dejaron de prestar servicios por el conflicto entre socios  

TULA DE ALLENDE, Hgo.- Mientras en los juzgados se desahogan decenas de demandas judiciales y civiles como parte de la pugna entre socios de la cooperativa La Cruz Azul, en los últimos dos años el jaloneo se ha centrado en apoderarse de la planta cementera de Hidalgo, afectando a los proveedores del Núcleo Cruz Azul, porque todas las cooperativas dejaron de prestar sus servicios a solicitud del grupo disidente, y hoy estas exigen se ponga fin al conflicto y les devuelvan su trabajo.

UN AÑEJO PLEITO

De acuerdo con información que ha dado a conocer la Organización Editorial Mexicana (OEM), y que ha podido documentar este diario en voz de los protagonistas y sus abogados, el pleito en la cooperativa inició en 2011 cuando se hicieron públicas denuncias por un presunto desvío de recursos por parte de Guillermo “Billy” Álvarez.

Billy Álvarez logró permanecer administrando la cooperativa durante una década, aún cuando el grupo disidente nombró el 29 de septiembre del 2018 nuevos consejos. Se eligió entonces a José Antonio Marín Gutiérrez como presidente del Consejo de Administración y a Víctor Manuel Velázquez Rangel de Vigilancia, en consecuencia, se desató una lucha por el control, y aunque tenía a la mayoría de socios de su lado, finalmente el 27 de julio del 2020, Billy Álvarez renunció.

Por ello, 500 socios nombraron el 26 de agosto de 2020 a Federico Sarabia Pozo como presidente del Consejo de Administración, y a Alberto López Morales de Vigilancia. Pero los disidentes se fueron apoderando por la fuerza de los bienes de la cooperativa y con los meses, la mayoría de los socios cambiaron de bando y el 5 de abril del 2021, ya siendo mayoría, 500 de ellos nombraron presidente del Consejo de Administración a Velázquez y de Administración a Marín.

Sarabia Pozo, junto a otros 200 socios, logró quedarse con la planta Hidalgo y Velázquez Rangel está intentando quitársela. En 2020, para presionarlos, este último pidió a los trabajadores de empresas y cooperativas del Núcleo Cruz Azul, así como a proveedores, entre ellos núcleos ejidales, que dejaran de prestarles servicios, ofreciéndoles pagar sus salarios.

La mayoría de las cooperativas atendieron el llamado y hasta ahora, a un amplio número les siguen pagando, sin embargo, los despidos se mantienen a la órden del día. Asimismo, las empresas que se quedaron a apoyar a los socios de Hidalgo como el Grupo Azul, han ido desapareciendo, lo que ha afectado económicamente la región.

CFE CORTÓ LA ENERGÍA

Como los cooperativistas han resistido los intentos de tomar de manera violenta la planta, como ocurrió el 27 de abril del 2022, así como los embates económicos, otra estrategia que usó la disidencia fue solicitar a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), el corte de energía eléctrica a la Planta de Hidalgo.

De acuerdo con información que se ha dado a conocer oportunamente por la Organización Editorial Mexicana (OEM), alrededor de las 02:49 horas del 17 de agosto del 2022, la planta de cemento de la cooperativa La Cruz Azul paró su actividad súbitamente.

Federico Sarabia explicó que fueron objeto de un acto ilegal, inmoral e injusto por parte de la CFE, porque no tenían adeudos.

“Ejecutaron un corte por 30 días, por solicitud de Víctor Manuel Velázquez, que encabeza al grupo disidente, quien no tiene personalidad jurídica de acuerdo a una resolución dentro del juicio 391/2021", dijo el dirigente, y aseguró que combatirían legalmente la acción, pero hasta hoy todos sus intentos han fracasado.

El 19 de agosto de 2022 sus abogados anunciaron que habían obtenido un Amparo, el 1265/2022, que ordenaba a la CFE les otorgara servicio en un término de 24 horas, pero no lo pudieron hacer valer. La CFE emitió un comunicado informando que efectuó un corte a solicitud de Víctor Manuel Velázquez, y que reinstalaría el servicio cuando recibieran la notificación judicial.

Federico Sarabia, explicó que la resolución judicial no se cumplió “porque hay un juego sucio e ilegal entre funcionarios de CFE y disidentes para afectar a la cementera, pues usan chicanadas”.

El 24 de agosto del 2022, Alberto López, aliado hasta ese momento de Federico Sarabia, hizo un pronunciamiento inesperado para deslindarse del presidente del Consejo de Administración y del grupo al que pertenecía. Hizo público que existen diferencias entre el grupo de casi 200 cooperativistas que mantienen en su poder la planta Hidalgo y acusó a su ex aliado de obligar a los socios a cometer delitos.

Rodolfo Sergio García Trujillo, abogado de Federico Sarabia y apoderado legal, informó que el 30 de agosto del 2022 obtuvieron un nuevo amparo que obligaba supuestamente también a la reconexión, pero un día después, el mismo juez lo revocó.

El 10 de noviembre del 2022, Federico Sarabia dio a conocer a la opinión pública que las cuentas bancarias de la cooperativa y de todas sus filiales fueron inmovilizadas por la Fiscalía General del Estado de México, a solicitud de él, con el fin de evitar que los disidentes, pudieran dispersar en su beneficio el dinero que es de todos los socios cooperativistas, lo que les generó problemas de liquidez a sus contrarios.

Finalmente, el pasado 27 de febrero, informó el abogado, una niña, hija de un socio, obtuvo una sentencia en el juicio de Amparo núm. 1698/2022, tramitado ante el Juez Cuarto de Distrito en el Estado de Hidalgo, que ordenaba se le reconectara de inmediato el servicio de energía eléctrica en su casa que se encuentra en el interior de la fábrica de Hidalgo, lo que garantizaba la reconexión del servicio a dicha fábrica.

Como la resolución no fue acatada, el 9 de marzo la menor y los cooperativistas presentaron ante el Congreso de la Unión, una solicitud de juicio político contra el titular de la CFE, Manuel Bartlett Díaz, a quien señalan de haber ordenado a sus subalternos no reconectar el servicio eléctrico a los Cooperativistas de La Cruz Azul en su planta cementera de Hidalgo, también contra otros tres funcionarios, por ejercicio ilícito del servicio público, desacato, asociación delictuosa y por mantener de manera dolosa y delictiva sin energía eléctrica, a la cementera.


TULA DE ALLENDE, Hgo.- Mientras en los juzgados se desahogan decenas de demandas judiciales y civiles como parte de la pugna entre socios de la cooperativa La Cruz Azul, en los últimos dos años el jaloneo se ha centrado en apoderarse de la planta cementera de Hidalgo, afectando a los proveedores del Núcleo Cruz Azul, porque todas las cooperativas dejaron de prestar sus servicios a solicitud del grupo disidente, y hoy estas exigen se ponga fin al conflicto y les devuelvan su trabajo.

UN AÑEJO PLEITO

De acuerdo con información que ha dado a conocer la Organización Editorial Mexicana (OEM), y que ha podido documentar este diario en voz de los protagonistas y sus abogados, el pleito en la cooperativa inició en 2011 cuando se hicieron públicas denuncias por un presunto desvío de recursos por parte de Guillermo “Billy” Álvarez.

Billy Álvarez logró permanecer administrando la cooperativa durante una década, aún cuando el grupo disidente nombró el 29 de septiembre del 2018 nuevos consejos. Se eligió entonces a José Antonio Marín Gutiérrez como presidente del Consejo de Administración y a Víctor Manuel Velázquez Rangel de Vigilancia, en consecuencia, se desató una lucha por el control, y aunque tenía a la mayoría de socios de su lado, finalmente el 27 de julio del 2020, Billy Álvarez renunció.

Por ello, 500 socios nombraron el 26 de agosto de 2020 a Federico Sarabia Pozo como presidente del Consejo de Administración, y a Alberto López Morales de Vigilancia. Pero los disidentes se fueron apoderando por la fuerza de los bienes de la cooperativa y con los meses, la mayoría de los socios cambiaron de bando y el 5 de abril del 2021, ya siendo mayoría, 500 de ellos nombraron presidente del Consejo de Administración a Velázquez y de Administración a Marín.

Sarabia Pozo, junto a otros 200 socios, logró quedarse con la planta Hidalgo y Velázquez Rangel está intentando quitársela. En 2020, para presionarlos, este último pidió a los trabajadores de empresas y cooperativas del Núcleo Cruz Azul, así como a proveedores, entre ellos núcleos ejidales, que dejaran de prestarles servicios, ofreciéndoles pagar sus salarios.

La mayoría de las cooperativas atendieron el llamado y hasta ahora, a un amplio número les siguen pagando, sin embargo, los despidos se mantienen a la órden del día. Asimismo, las empresas que se quedaron a apoyar a los socios de Hidalgo como el Grupo Azul, han ido desapareciendo, lo que ha afectado económicamente la región.

CFE CORTÓ LA ENERGÍA

Como los cooperativistas han resistido los intentos de tomar de manera violenta la planta, como ocurrió el 27 de abril del 2022, así como los embates económicos, otra estrategia que usó la disidencia fue solicitar a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), el corte de energía eléctrica a la Planta de Hidalgo.

De acuerdo con información que se ha dado a conocer oportunamente por la Organización Editorial Mexicana (OEM), alrededor de las 02:49 horas del 17 de agosto del 2022, la planta de cemento de la cooperativa La Cruz Azul paró su actividad súbitamente.

Federico Sarabia explicó que fueron objeto de un acto ilegal, inmoral e injusto por parte de la CFE, porque no tenían adeudos.

“Ejecutaron un corte por 30 días, por solicitud de Víctor Manuel Velázquez, que encabeza al grupo disidente, quien no tiene personalidad jurídica de acuerdo a una resolución dentro del juicio 391/2021", dijo el dirigente, y aseguró que combatirían legalmente la acción, pero hasta hoy todos sus intentos han fracasado.

El 19 de agosto de 2022 sus abogados anunciaron que habían obtenido un Amparo, el 1265/2022, que ordenaba a la CFE les otorgara servicio en un término de 24 horas, pero no lo pudieron hacer valer. La CFE emitió un comunicado informando que efectuó un corte a solicitud de Víctor Manuel Velázquez, y que reinstalaría el servicio cuando recibieran la notificación judicial.

Federico Sarabia, explicó que la resolución judicial no se cumplió “porque hay un juego sucio e ilegal entre funcionarios de CFE y disidentes para afectar a la cementera, pues usan chicanadas”.

El 24 de agosto del 2022, Alberto López, aliado hasta ese momento de Federico Sarabia, hizo un pronunciamiento inesperado para deslindarse del presidente del Consejo de Administración y del grupo al que pertenecía. Hizo público que existen diferencias entre el grupo de casi 200 cooperativistas que mantienen en su poder la planta Hidalgo y acusó a su ex aliado de obligar a los socios a cometer delitos.

Rodolfo Sergio García Trujillo, abogado de Federico Sarabia y apoderado legal, informó que el 30 de agosto del 2022 obtuvieron un nuevo amparo que obligaba supuestamente también a la reconexión, pero un día después, el mismo juez lo revocó.

El 10 de noviembre del 2022, Federico Sarabia dio a conocer a la opinión pública que las cuentas bancarias de la cooperativa y de todas sus filiales fueron inmovilizadas por la Fiscalía General del Estado de México, a solicitud de él, con el fin de evitar que los disidentes, pudieran dispersar en su beneficio el dinero que es de todos los socios cooperativistas, lo que les generó problemas de liquidez a sus contrarios.

Finalmente, el pasado 27 de febrero, informó el abogado, una niña, hija de un socio, obtuvo una sentencia en el juicio de Amparo núm. 1698/2022, tramitado ante el Juez Cuarto de Distrito en el Estado de Hidalgo, que ordenaba se le reconectara de inmediato el servicio de energía eléctrica en su casa que se encuentra en el interior de la fábrica de Hidalgo, lo que garantizaba la reconexión del servicio a dicha fábrica.

Como la resolución no fue acatada, el 9 de marzo la menor y los cooperativistas presentaron ante el Congreso de la Unión, una solicitud de juicio político contra el titular de la CFE, Manuel Bartlett Díaz, a quien señalan de haber ordenado a sus subalternos no reconectar el servicio eléctrico a los Cooperativistas de La Cruz Azul en su planta cementera de Hidalgo, también contra otros tres funcionarios, por ejercicio ilícito del servicio público, desacato, asociación delictuosa y por mantener de manera dolosa y delictiva sin energía eléctrica, a la cementera.


Policiaca

Detienen a presunto ladrón al interior de una vivienda en Huejutla

Fue sorprendido por los vecinos de la colonia Aviación Civil

Cultura

Puente de Dios en Actopan: Cómo llegar a esta maravilla natural de Hidalgo

Es perfecto si buscas un lugar para practicar senderismo, exploración y ciclismo de montaña

Local

La falta de agua obligó a propietarios a cerrar temporalmente sus negocios en Huejutla

El estiaje y la falta de lluvias han tenido que realizar estas acciones 

Regional

Tula: Hasta 80 mil pesos de multa a establecimientos que no acaten Ley Seca

Personal de reglamentos y espectáculos intensificará operativos de supervisión este fin de semana

Local

Hidalgo: Son mujeres, mayoría de trabajadoras en farmacias

Esto de acuerdo con la Encuesta Nacional de la Industria Farmacéutica