imagotipo

Llevan tres bares clausurados y una fiesta con cover

  • Alma Leticia Sánchez
  • en Regional

ACTOPAN, Hgo.- Aun cuando la alcaldía guarda silencio, es del dominio público, en la zona centro del municipio, el número de bares clausurados a la fecha.
Pareciera que el gobierno municipal busca sanar la venta de bebidas embriagantes en Actopan, que es un número alto, pues en los últimos días por lo menos cuatro centros han sido clausurados.
En un recorrido por las calles del centro actopense, se conoció que existen viviendas utilizadas como bares.
Algunos pobladores entrevistados por EL SOL DEHIDALGO expresaron: “Cuando comienza la noche, el sonido de la música y el ambiente de las personas es moderado, pero después de las 11 de la noche todo se sale de control y es justo cuando los vecinos intentamos dormir, descansar”.
Informaron que este miércoles, la Dirección de Reglamentos y Espectáculos cerró las puertas del bar La Marchanta, localizado a unos pasos del mercado 8 de Julio.
Otro en las mismas condiciones fue La Trinchera, también ubicado en la cabecera municipal. Se suma a estos el denominado Don Juan.
Todos por irregularidades en la venta de las bebidas embriagantes, pues realizan el expendio a menores de edad, entre ellos estudiantes.
En el caso de La Marchanta, un día anterior se registró una riña campal de los parroquianos, alrededor de las 17 horas, siendo los autores estudiantes del Centro de Bachillerato Tecnológico Industrial y de Servicios (CBTIS), y debió intervenir la Policía Municipal.
El pasado fin de semana, la Policía Municipal evitó la realización de una fiesta con cóver en casa particular, donde, por supuesto, estaba programada la venta de alcohol, sin importar la edad del consumidor.
Además, en su momento, el establecimiento Michelandia fue supervisado por las autoridades municipales correspondientes ante la queja ciudadana..
Por si fuera poco a todo lo mencionado, la Presidencia Municipal informó oficialmente que la Dirección de Reglamentos trabaja para identificar un cine en el municipio, donde se venden bebidas embriagantes a menores de edad.
Ante todo ello, se conoció que la Asamblea pretende homologar los horarios de venta en este tipo de giros comerciales a fin de obtener mayor control sobre ellos.
Los pobladores de la cabecera municipal consultados por este medio de comunicación, coincidieron en darle visto bueno a las acciones duras contra estos negocios.