/ domingo 17 de noviembre de 2019

FGR entrega a EU a Luis Arellano, operador de El Chapo y El Mayo Zambada

Arellano Romero es uno de los delincuentes mexicanos más buscados por la DEA

Elementos de la Policía Federal Ministerial (PFM) de la Fiscalía General de la República (FGR), entregaron en extradición a Luis Arellano Romero, quien formó parte del Cártel de Sinaloa y que se encargaba de coordinar la importación y distribución de grandes cantidades de cocaína y marihuana de Ciudad Juárez a El Paso Texas.

La Fiscalía General de la República, informo que se le acusa de traficar con armas de fuego y coordinar con la organización delictiva el lavado de dinero de las ganancias obtenidas por su actividad criminal.

Arellano es uno de los delincuentes mexicanos más buscados por la Agencia para el Control de Drogas de Estados Unidos (DEA), y considerado como uno de los líderes operativos del Cártel de Sinaloa y colaborador cercano de Joaquín "El Chapo" Guzmán Loera e Ismael "El Mayo" Zambada.

El fugitivo es requerido por una Corte Federal de Texas, por su probable responsabilidad en la comisión de los delitos de asociación delictuosa, delincuencia organizada, contra la salud, lavado de dinero y posesión de armas.

Señala que una vez agotadas las etapas del procedimiento de extradición, la Secretaría de Relaciones Exteriores dictó el acuerdo de extradición correspondiente, por medio del cual el Gobierno de México concedió la extradición de Luis al Gobierno estadounidense.

La entrega se realizó en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de Toluca, Estado de México, a los agentes del U.S. Marshals Service designados para su traslado final a EUA.

Elementos de la Policía Federal Ministerial (PFM) de la Fiscalía General de la República (FGR), entregaron en extradición a Luis Arellano Romero, quien formó parte del Cártel de Sinaloa y que se encargaba de coordinar la importación y distribución de grandes cantidades de cocaína y marihuana de Ciudad Juárez a El Paso Texas.

La Fiscalía General de la República, informo que se le acusa de traficar con armas de fuego y coordinar con la organización delictiva el lavado de dinero de las ganancias obtenidas por su actividad criminal.

Arellano es uno de los delincuentes mexicanos más buscados por la Agencia para el Control de Drogas de Estados Unidos (DEA), y considerado como uno de los líderes operativos del Cártel de Sinaloa y colaborador cercano de Joaquín "El Chapo" Guzmán Loera e Ismael "El Mayo" Zambada.

El fugitivo es requerido por una Corte Federal de Texas, por su probable responsabilidad en la comisión de los delitos de asociación delictuosa, delincuencia organizada, contra la salud, lavado de dinero y posesión de armas.

Señala que una vez agotadas las etapas del procedimiento de extradición, la Secretaría de Relaciones Exteriores dictó el acuerdo de extradición correspondiente, por medio del cual el Gobierno de México concedió la extradición de Luis al Gobierno estadounidense.

La entrega se realizó en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de Toluca, Estado de México, a los agentes del U.S. Marshals Service designados para su traslado final a EUA.

Policiaca

Hombre colgaba de una cadena

Podría tratarse de un suicidio, según primeras diligencias

Local

Sorprende a consumidores alto costo del gas

Para la población el energético sigue caro pese a control federal

Regional

Sufren desabasto de líquido y de pipas

Residentes de cabecera municipal aseguran que es por falta de coordinación entre oficinas municipales

Local

Darán concierto en honor a Juan Gabriel

El concierto se realizará el 28 de octubre, con aforo al 50% en función de 17:00 y 20:00 hrs

Local

Recibe STPS más de mil demandas

Tras el cambio de administraciones se presentaron trabajadores afectados ante el Tribunal de Arbitraje

Regional

SEPH analiza el regreso a las aulas

Las autoridades piden a los padres de familia tener comunicación constante con los profesores

Local

Suman 59 nuevos contagios Covid

A nivel nacional, hasta el momento se acumulan tres millones 772 mil 556 pacientes infectados del coronavirus Covid-19